Seguridad Vial

domingo, 3 de junio de 2007

72 muertos en 9 accidentes viales

Entre el 1 de abril y el 1 de junio, como consecuencia de accidentes protagonizados por buses de transporte público en diferentes regiones de Bolivia, 72 personas perdieron la vida y otras 188 resultaron heridas.

El último de estos eventos se produjo ayer a mediodía en la zona de las antenas de la Cuesta de Sama, en el departamento de Tarija, donde un bus de flota San Lorenzo se embarrancó 150 metros y causó la muerte de ocho personas y lesiones a 28. La investigación preliminar da cuenta de que el bus partió de La Paz con 41 pasajeros, pero en la ciudad de Oruro recogió a dos más. Este hecho fue constatado ya que no coincide con la lista de fallecidos y heridos internados en el Hospital San Juan de Dios, de la capital chapaca.

A esto se suma otro hecho de tránsito en el que un tráiler aplastó una vagoneta cerca de Ivirgarzama, Cochabamba.



Recuento de los percances

El 1 de abril, una unidad de Expreso Santa Cruz se volcó en Ponguillos, a 15 kilómetros de Aiquile, Cochabamba, cuando viajaba de Sucre a la capital cruceña. El saldo fue de ocho víctimas mortales y 57 heridos.

Al día siguiente, a 35 kilómetros de Potosí, sobre la vía que dirige a Cuchu Ingenio, otro bus se volcó e hirió a ocho pasajeros.

El 19 de abril, cerca de la localidad de Melga, Cochabamba, un vehículo de El Dorado siguió de largo una curva y se estrelló entre unas rocas con el resultado de 35 muertos y 20 heridos. El vehículo se dirigía de Santa Cruz de la Sierra a Cochabamba.

El 25 de abril, en el cerro San Miguel, un bus escolar con fallas técnicas volcó de costado y dejó a un alumno, una madre de familia y un docente con heridas.

El 7 de mayo, un bus de Trans Bustillos, que salió de Llallagua, pasó por Oruro e iba a Sucre, se embarrancó en la cuesta de Retiro. El chofer estaba ebrio. Perdieron la vida 18 pasajeros y 35 quedaron heridos.

El 23 de mayo, en K’asa Kuchu, a 120 kilómetros de Cotagaita, un colectivo de flota Panamericana volcó. Una persona murió. El chofer no tenía licencia, pese a que llevó el motorizado desde La Paz y debía llegar a Villazón.

El 24 de mayo, cerca de Epizana, Cochabamba, un ómnibus de flota Bolívar se accidentó causando heridas a 25 viajeros, entre quienes se encontraban 19 asambleístas del MAS. El chofer huyó del lugar del hecho, aunque luego se presentó ante la Policía.

El domingo 27, un vehículo de transporte interprovincial que regresaba de Tarabuco a Sucre invadió el carril contrario y embistió un minibús en el que iban 16 turistas, dos de quienes perecieron. El conductor se dio a la fuga.

Otro trágico accidente sucedió cerca de Pasorapa, Cochabamba, el 21 de octubre de 2006, cuando un colectivo de transporte interprovincial cayó unos 400 metros y dejó a 36 pasajeros muertos, la mayoría profesores rurales, y heridas a 22. Un total de 16 niños quedaron huérfanos.